Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Faltas para la Historia

Alberto Piñero Alberto Piñero

En el deporte, más allá del día a día, lo que perdura en la memoria de los aficionados por los tiempos de los tiempos son los destellos puntuales. Seguramente dentro de unos años, nadie se acordará de que Raúl era el primero en llegar a los entrenamientos y el último en salir, sino que perdurará el aguanís, el gesto de silencio al Camp Nou o el gol al Valencia en la final de la Octava.

Y en ese mismo sentido, Cristiano Ronaldo está en el camino de permanecer en el imaginario de los hinchas por algo más bello y menos banal que sus tres mil abdominales diarios o los 96 millones de euros que costó. Y es por sus lanzamientos de falta, esas bombas inteligentes que sólo él sabe teledirigir hacia las porterías rivales.

El día que marcó dos faltas ante el FC.Zúrich, cabía la duda sobre las aptitudes de Leoni, pero si al gol del martes en Marsella le sumamos además los otros diecisiete que marcó en Manchester, el debate parece zanjado. Las de Ronaldo son faltas para la Historia.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información