Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Real Madrid toma la Fonteta y ya es finalista de la ACB

  • Los blancos se clasifican tras ganar el cuarto partido de la serie ante el Valencia Básket (80-82).
Ayón, Real Madrid, Baloncesto Ayón, Real Madrid, Baloncesto
Gustavo Ayón
Diego Vargas Diego Vargas

El Real Madrid ya es finalista de la Liga Endesa tras su victoria en el cuarto partido ante el Valencia Básket. Los blancos consiguieron ganar en un encuentro de infarto decidido en el último suspiro.

El conjunto de Pablo Laso comenzó el partido como un tiro, con un primer cuarto brillante en ataque (sólo una pérdida y buenos porcentajes) y en defensa, minimizando el peligro valencianista. Con un Maciulis muy acertado, los blancos iniciaron el encuentro con un parcial de 2-10, aunque los locales no tardaron en ir entrando en el encuentro. Tras los primeros cinco minutos, el lituano había hecho la mitad de los puntos de los blancos (9 de 18 para el 8-18 en el marcador).

El final del primer cuarto fue el preludio de lo que pasaría en el segundo acto, con un festival arbitral indignante. El Real Madrid ganaba 16-25 y una falta inexistente de Felipe Reyes en ataque permitió a los locales tener una última posesión para finalizar con 18-25. Podría haber sido peor si Stefansson no hubiera pisado la línea en el último momento. En el segundo cuarto, cada pequeña decisión arbitral fue a favor del conjunto taronja, hasta el punto de que Felipe Reyes y Sergio Rodríguez se pusieron con 3 faltas cada uno y los merengues entraron en bonus en apenas 3:37 minutos de parcial.

Cara y cruz desde la línea de tres

Los triples (60% de acierto hasta el descanso) mantuvieron con vida al Madrid, con cinco 'dianas' en el segundo acto. Sergio Llull y Rudy y Nocioni en dos ocasiones permitieron que los blancos mantuvieran más o menos la distancia (38-44 al descanso) con un Valencia liderado por Romain Sato
Pero lo que el triple te da, el triple te lo quita. O al menos eso le pasó a los blancos, que marraron hasta cuatro lanzamientos en los primeros compases del tercer cuarto desde la línea de 6'75.

Los blancos comenzaron muy mal en ataque y sólo las dificultades del Valencia para anotar, a su vez, durante esos primeros instantes permitieron que el Madrid siguiera mandando en el marcador. Pero no sería por mucho tiempo, ya que el conjunto local terminó adelantándose en el marcador (51-50). La inoperancia ofensiva del Madrid (0 de 6 en triples en los primeros 8 minutos del cuarto) y la superioridad local en el rebote daban alas al equipo de Pedro Martínez. Al final del periodo, el 53-53 que reflejaba el marcador hacía presagiar un último cuarto de locos.

Jaycee Carroll, decisivo

Y así fue. Los últimos compases fueron un constante intercambio de golpes, con Sergio Llull y Jaycee Carroll como los hombres más destacados del equipo blanco. El norteamericano sacó su fusil para poner al Madrid con una ventaja de 5 puntos, pero el partido terminó decidiéndose desde la línea de tiro libre. El propio Carroll anotó cuatro lanzamientos, mientras que Llull anotó otros dos para neutralizar las anotaciones de Vives y San Emeterio, que tuvo que tirar a fallar el último tiro. El rebote fue tan peleado que cuando el Valencia se hizo con la bola el tiempo se había acabado con 80-82 en el electrónico. El Real Madrid ya espera rival en la final de la ACB, que será ante Barcelona Lassa o Caja Laboral.




Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información