Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"Nunca se puede decir nunca"

  • Cesc Fábregas no rechaza la posibilidad de dejar algún día el Arsenal
Cesc Fábregas no rechaza la posibilidad de dejar algún día el Arsenal
Jaime de Carlos Jaime de Carlos

Tiene poco más de 21 años (4-5-1987), pero Cesc Fábregas ya es un grande de Europa. Capitán del Arsenal y una de las piezas fundamentales de la España campeona de Europa, el catalán se ha sincerado en una entrevista para la revista 'Champions'

El mediocentro es consciente del interés que lleva años levantando en muchos de los grandes de Europa, aunque prefiere ser cauteloso y no dar un paso en falso. Así, comenta en relación a este tema que "nunca se puede decir nunca, pero me siento agradecido, querido, cómodo e importante en el Arsenal. Algunas personas nunca entenderán si alguna vez dejo el club, pero cada uno debe sentirse bien con uno mismo".

Aunque eso sí, Cesc deja claro que "yo también lo he dado todo por el Arsenal. He jugado cuando me sentía mal, lesionado, incluso disputé un partido de Champions horas después de la muerte de mi abuelo. Estoy orgulloso de formar parte de este club y siempre estaré orgulloso de lo que he hecho. Pase lo que pase, si estoy aquí quince años más, o incluso si me retiro aquí, siempre habrá aficionados que no les guste cómo he jugado o que sea el capitán".

En relación a su pronta capitanía, el español señala que "no me gusta dar instrucciones específicas, pero a veces es necesario. Por ejemplo, si ves que un compañero no da el pase porque prefiere hacerlo él todo y ser la estrella, eso me hace enojar y se habla. También trato de animar cuando algún compañero se confunde. Intento que no pierdan la chispa, que siempre estén centrados y motivados". De todas formas, él no olvida que el peor momento de su corta carrera lo pasó la pasada temporada, cuando se lesionó gravemente, pues "no podía disfrutar de nada y todo fue negativo. Había perdido la pasión por el juego y era feliz encerrado en mi casa".

Ahora, en cambio, Fábregas afirma ser más positivo, ya que "antes de la lesión me lo tomaba todo de forma demasiado personal. Ahora sólo pienso: "¿Qué le vamos a hacer?". La vida es para disfrutarla y siempre estoy haciendo bromas y divirtiéndome". Incluso concluye señalando que tras la victoria en la Eurocopa "he notado que juego de manera distinta con la Selección. Estoy más confiado. Las cosas siempre han pasado rápido para mí y casi nunca he tenido que pasar tiempo en el banquillo. Sucedió por primera vez entonces y de todo se aprende".

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información