Arte


¿Qué artista decidió regalar gran parte de sus obras?

¿Qué artista decidió regalar gran parte de sus obras?

El pintor británico Adam Neate, de 36 años, es un artista atípico. A  finales de 2008 se hizo famoso por haber tomado la decisión de regalar 1.000 obras de su autoría, las cuales estaban valoradas en más de un millón de euros. Para ello se dedicó a depositar sus cuadros a lo largo de todo Londres junto a la ayuda de 10 colaboradores. La idea tuvo un gran éxito e incluso hubo personas que, tras encontrar los diseños, decidieron ponerlos a la venta en eBay con unos precios que llegaban a los 1.200 euros. Aunque eso sí, detrás de esta maniobra estaba una galería, la 'Elms Lesters', la cual le ofreció 12.000 euros por llevar a cabo tan peculiar iniciativa.

 

"No me importa que mis obras se vendan luego por el precio que cada uno juzgue. Mi intención es desligar el arte del mercado, yo no pinto por dinero, sino porque disfruto. Solía hacer cuadros para mis amigos en cartones. Los colgaban en sus casas y cuando sus amigos los veían, me pedían más. Pero dibujé tantos que mi casa acabó transformada en un almacén, no había espacio. Mi compañero de piso me pidió que me librara de ellos y los regalé a una organización benéfica, pero los tiraron a la basura. Así que los acabé llevando a la calle. Y en una hora se habían esfumado" indica.


Así, ahora asegura pintar unos 15 cuadros diarios, pues su objetivo es dibujar 1.000 al año para poder regalarlos después. No en vano, Neate admite que su referente es Pablo Ruiz Picasso, el artista más prolífico de la historia con cerca de 20.000 obras en total.