Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Prigioni sí se llevó una victoria de la Copa

  • El argentino se convirtió en el máximo asistente de la historia del torneo
El argentino se convirtió en el máximo asistente de la historia del torneo
Jaime de Carlos Jaime de Carlos

A pesar del pésimo juego realizado por el equipo en la final, el Real Madrid debe darse por satisfecho tras la Copa del Rey, pues al hecho de haber llegado a la final se suma el récord que estableció Pablo Prigioni como mejor asistente de la historia de la competición.

Antes de llegar a Bilbao, el base argentino precisaba de 13 asistencias para superar la marca que ostentaba hasta el momento el también ex madridista Pablo Laso. Una cifra que, tras disputar la final ante el Barcelona, superó con holgura, pues en total el tope de pases de canasta quedó fijado en 95. Así, Prigioni acumuló 11 asistencias entre los partidos en los que se midió a DKV Joventut y Caja Laboral, mientras que en el partido final añadió cinco más.

Además, el base internacional también ostenta el récord de asistencias en un encuentro, el cual logró en la finalísima de 2006 jugando con el Tau Vitoria ante el Pamesa Vitoria. Sin duda, un motivo de alegría para el jugador, aunque la derrota cosechada por el domingo empaña su palmarés en el torneo del K.O., en el que figuran tres Copas del Rey y cinco finales de la misma.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información