Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"Antes que a mí, se pitó a Obradovic, Scariolo o Plaza"

  • Messina acepta las críticas y afirma que el equipo necesita tiempo
Messina acepta las críticas y afirma que el equipo necesita tiempo
Jaime de Carlos - EP Jaime de Carlos - EP

El técnico del Real Madrid, Ettore Messina, manifestó su felicidad por haber logrado el pase a las semifinales de la Liga ACB al vencer en el último partido de cuartos al Cajasol (67-60) y restó importancia a los pitos que algunos aficionados le dirigieron al comenzar el encuentro.

"Si no pensamos en tener opción ante Caja Laboral nos vamos a casa. Después de perder el partido de liga aquí perdimos el factor cancha, pero lo vamos a jugar. Hoy alguno de nuestros jugadores han dado un paso adelante. Garbajosa, Lavrinovic, Llull... vamos a ver qué pasa", dijo el italiano tras el triunfo.

Messina se refirió a la pitada que le brindó parte de la afición. "Es verdad que a veces no hemos jugado bien, pero quizá este año tuvimos muchos jugadores nuevos o errores en casa que han restado confianza en nuestros aficionados. Antes de venir yo, no ha sido todo maravilloso en este equipo. Tengo 50 años y un poco de vida y puedo decir que aquí antes ya ha habido mierda, como en algún momento de esta temporada", dijo Messina. "Yo vine aquí por primera vez ante Obradovic y le pitaron. Vine aquí ante Scariolo y le gritaban dimisión. El año pasado a Plaza, que hoy le quieren, sólo faltó que le tirasen huevos ese día", agregó.

Ante la pregunta de cómo puede afectarle la pitada, Messina fue claro. "Yo sigo trabajando y espero que perdonen los errores, pero al principio tampoco era todo maravilloso. Me gusta que ahora se quiera a todos esos entrenadores y espero que en el futuro me ocurra", confesó.

Orgulloso de la reacción del equipo

Además, el técnico italiano reconoció que será difícil ganar el título pero que los hinchas no sólo piden la Liga. "La afición creo que quiere que luchemos, que juguemos con personalidad y esto es más que ganar un título. Es difícil identificarse con un grupo muy nuevo, que ha cambiado mucho y que tiene muchos jugadores extranjeros, pero trabajo en el club cada día para que esto funcione. Si eso no ha ocurrido, nos ha hecho sufrir mucho y entiendo que la gente pueda enfadarse", indicó.

Messina estaba orgulloso de "la reacción del equipo" después del partido de Sevilla ya que "fue de responsabilidad", y explicó que "en el vestuario nadie se queja de los árbitros" y saben que si se pierde, la "culpa" es "suya". "Ese es el primer paso para llegar a ser un equipo grande. Somos uno de los pocos equipos que juegan con tres chicos de menos de 25 años entre los primeros cinco. Este momento ha permitido acercar a los veteranos y a los jóvenes", aclaró.

Por último, el italiano se refirió a lo que ha aprendido en su estancia en el Real Madrid. "Si yo me peleo con los jugadores durante el partido tengo mucho que perder, pero respeto lo que opina la gente, que para eso pagan las entradas. Al principio de temporada no entendí que la presión es muy fuerte y que tengo que demostrar más cariño a los jugadores", dijo.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información