Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Llull y Fischer se exhiben en Menorca

  • El Madrid cierra la fase regular con una cómoda victoria ante el colista.
Menorca Basquet 76 - 91 R. Madrid
EFE - DC EFE - DC

El Real Madrid bajó el telón de la fase regular con un cómodo triunfo en Menorca, amparado en las grandes prestaciones de Llull, Mirotic y Fischer (76-91).

El equipo de Molin logró sobrevivir a un mal inicio y superó son solvencia a un Menorca Básquet ya descendido y que se despide de la liga ACB. El Real Madrid salió sin tensión defensiva y el Menorca firmó un parcial de 7-2 de entrada, liderado por Limonad. Molin tuvo que detener el partido porque su equipo sólo encontraba a Llull en ataque, pero con eso no le alcanzaba (15-7).

Con Vidal y Sergio Rodríguez en pista el conjunto madrileño mejoró y, a pesar de que Radenovic estiró la ventaja (22-9), un parcial de 0-9 metió al Madrid en el partido justo al cierre del primer parcial (24-20, primer cuarto). Donaldson y Sanders volvieron a abrir el agujero en la apertura del segundo período, pero el grupo de Molin reaccionó de forma voraz. Reyes ya era el dueño del juego interior y Sergio Rodríguez impartía un curso en la dirección, por lo que los blancos tardaron un suspiro en igualar la cita (28-28).
76 MENORCA BASQUET (24 11 23 18): Ciorciari, Limonad (16), Victor (9), Donaldson (13), Radenovic (10) -cinco inicial-, Servera (4), Sanders (8), Otegui, Diego Sánchez (2), Caio Torres (11) y Faner (3).

91 REAL MADRID (20 23 31 17): Prigioni (3), Llull (23), Tucker, Mirotic (17), Fischer (24) -cinco inicial-, Sergio Rodríguez (14), Vidal (3), Reyes (5) y Tomic (2).

Arbitros: Cortés, Jiménez y Díez. Sin eliminados.

Incidencias: Pavelló Menorca. Unos 4.400 espectadores. En los prolegómenos del partido el Menorca le entregó a Sergio Llull la insignia de oro del club y le nombró socio de honor. Se guardó un minuto de silencio en memoria de la víctimas del terremoto de Lorca.

Reacción en el segundo cuarto

Una antideportiva a Ciorciari y una secuencia de triples dispararon al Madrid, que empezaba a encontrar soluciones también en defensa con Fischer y Vidal muy activos. El Menorca bajó sus porcentajes y al descanso la distancia ya era evidente (35-43). Mirotic y Llull amenazaron con romper el encuentro en un espectacular inicio del tercer cuarto, porque el equipo de Olmos había bajado los brazos en defensa y en ataque se sucedían los errores (41-56).

Y así sucedió. Dos triples consecutivos del jugador menorquín del Real Madrid lanzaron a los blancos, mientras los isleños asistían impotentes a la exhibición de tiro del base de Mahón (47-64). Además, Mirotic, ante la lesión de Reyes, ya era la referencia en el juego interior y con 8 puntos puso tierra de por medio (58-74, tercer cuarto). El último período sólo sirvió para que D'or Fischer engordara de forma exponencial sus números, sacara todo su muestrario de mates y para que el Madrid sostuviera la ventaja.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información