Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El 'Chacho' se vengó de Scariolo en Milán

  • Sergio Rodríguez lideró la victoria del Madrid en la cancha del EA7 Milán
EA7 Milán 65 - 72 Real Madrid
Diego Vargas Diego Vargas

El Real Madrid selló su pase para el Top 16 con una victoria por 65-72 en la cancha del Emporio Armani de Milán. El cuadro que dirige Pablo Laso supo mantenerse vivo en un partido que no pasará a la historia por su buen baloncesto, pero en el que los madridistas se impusieron gracias a la resurrección de Sergio Rodríguez en los últimos instantes de juego. El canario tomó la manija del encuentro en los últimos minutos para dar un respiro a un Madrid que comenzó a notar el próximo adiós de Rudy e Ibaka.

FICHA TÉCNICA

EA7 EMPORIO ARMANI, 65 - REAL MADRID, 72.

EA7 EMPORIO ARMANI: Cook (8), Nicholas (11), Mancinelli (12), Fotsis (-), Bourousis (10) --quinteto inicial-- Gallinari (13), Giachetti (3), Hairston (8), Rocca (-).

REAL MADRID: Llull (-), Suárez (3), Rudy Fernández (13), Mirotic (11), Tomic (10) --quinteto inicial-- Sergio Rodríguez (19), Pocius (-), Reyes (-), Ibaka (7), Carroll (9).

PARCIALES: 15-20, 15-16, 17-17, 18-19.

ÁRBITROS: Grzegorz Ziemblicki (POL), Milivoje Jovcic (SER) y Milija Vojinovic (SER). Eliminaron por cinco faltas a Hairston (EA7 Emporio Armani).

PABELLÓN: Mediolanumforum: 8.200 espectadores.

A falta de tres jornadas para el final de la primera fase, el Madrid está clasificado para el Top 16. Lo había pedido Laso y sus hombres no le decepcionaron, si bien el resultado fue lo mejor de un partido malo en el que ninguno de los dos equipos rindió a su mejor nivel. La despedida de Rudy e Ibaka dejó un sabor agridulce, ya que ambos fueron la cara y la cruz de los blancos en el que fue su peor partido hasta el momento en la Euroliga. Rudy Fernández no tuvo su mejor día en el tiro exterior, con unos porcentajes muy pobres, mientras que el hispano congoleño se comió la pintura erigiéndose en protagonista junto a Tomic y Mirotic.

No comenzaron mal las cosas para el Madrid, que en el primer cuarto supo atacar con eficacia la canasta local para conseguir una ventaja de cinco puntos. El partido había empezado con una sensación de dominio total por parte de los blancos, pero Scariolo supo cortar las alas del Madrid a tiempo para que los suyos se mantuvieran dentro del partido. En el segundo parcial, y en un partido de ida y vuelta, sólo Sergio Rodríguez supo coger el timón para imponer la ley merengue y llevar al equipo de Laso con ventaja al descanso. Las imprecisiones estaban siendo la nota dominante y  el ‘Chacho’ comenzó a tomarse cumplida venganza con Scariolo poniendo orden en el lado madridista.

No obstante, el desacierto de cara al aro rival mermó mucho a los blancos, un hecho que no supieron aprovechar los hombres del cuadro italiano, igual o más desacertado que los merengues. Así, el Madrid ganó el encuentro en la zona, sumando puntos en el poste bajo gracias a los Mirotic, Tomic e Ibaka, que impusieron su superioridad para llevar al Madrid con una mínima ventaja a los últimos minutos. El cuadro local se vino arriba en los últimos compases del partido, pero la figura de Sergio Rodríguez volvió a hacer acto de presencia para frenar el ritmo de los de Scariolo y anotar puntos decisivos.

Al final, un nuevo triunfo para el Real Madrid, que consiguió su segunda victoria a domicilio en competición europea esta temporada, el basket-average frente a los milanistas y el pase definitivo al Top 16.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información