Ir a versión clásica Ir a versión móvil

La liga 22 del Real Madrid

  • DC rememora los 32 campeonatos de Liga ganados por el conjunto blanco
Carlos Carrasco- El reportaje
Carlos Carrasco- El reportaje Carlos Carrasco- El reportaje

La primera Liga de la Quinta había liberado de la ansiedad a muchos madridistas. Se iniciaba además un ciclo triunfal en el fútbol español con el conjunto blanco como protagonista y la victoria en la Copa de la UEFA por segundo año consecutivo hacía complicado de advinar el lugar donde se encontraría el techo del conjunto blanco. El campeonato nacional de Liga correspondiente al periodo 86-87 iba a ser el más extraño de cuantos se han jugado, ya que por primera y única vez en la historia de la competición doméstica española en la que se disputaría un ‘play-off’ , de la misma forma que en el baloncesto.

Para empezar. el primer cambio del Real Madrid en el verano del 86 estuvo en el banquillo. Se sustituye a Luis Molowny por Leo Benhakker. el técnico de moda en nuestro país tras hacerlo muy bien en el Zaragoza.

Paco Buyo llega desde el Sevilla para ocupar la portería merengue. El cancerbero gallego aterriza en Madrid para completar la ‘Quinta de los Machos’ liderada por Hugo Sánchez. También regresó Miguel Pardeza, quien había brillado en el Zaragoza. Mino  fue fichado de la cantera del Sporting de Gijón para apuntalar la defensa, mientras que el balcánico Milan Jankovic llegó mediada la temporada para reforzar al equipo de cara al tramo final de la liga. Su técnica y su potencia resultaron importantes para hacer aún más sólida una excelente línea de centrocampistas en la que brillaban Gallego, Michel o Martín Vázquez.

En cuanto a las bajas se dice adiós al veterano portero  Miguel Ángel ( quien ocupó un puesto dentro del ‘staff’ técnico, además de a Bonet y San José, quienes se fueron rumbo al Mallorca.  El Real Madrid  fraguó esa victoria liguera en dos importantes claves. La primera, una línea medular creativa, capaz de hacerse con el control de la mayoría de los partidos. La segunda, un goleador en estado de gracia con acento mexicano : el gran Hugo Sánchez.

El equipo de Benhakker se mostró sólido y compacto durante gran parte de la temporada y , aunque cayó derrotado en los dos duelos directos frente al Barcelona,  aprovechó los errores culés en el ‘play-off’ para hacerse con el título en una brillante recta final del curso. Finalmente, los blancos cantaron el alirón en la penúltima jornada.

 



En el resto de competiciones no se corrió la misma suerte. Se cae en las semifinales de Copa del Rey ante el Atlético de Madrid, mientras que el Bayern de Munich elimina a los madridistas también en la penúltima ronda del máximo torneo europeo en unos encuentros caracterizados por los incidentes.

La estrella: Hugo Sánchez


El delantero mexicano volvió a ser un año más la punta de lanza del Real Madrid en cuestiones ofensivas. 34 ‘dianas’ avalan su excepcional rendimiento anotador. Su contribución, unida a la mejora de Emilio Butragueño ( reconocido con el Trofeo Bravo de 1986 al mejor jugador con menos de 24 años de Europa ).  El rendimiento de Hugo no se vio afectado por unos problemas contractuales con el club que a punto estuvieron de forzar su salida.



El partido Zaragoza 1- Real Madrid 3


La Romareda se iba a convertir en el juez de la liga más larga de la historia. Los de Benhakker se jugaban el título y necesitaban ganar para proclamarse campeones y no jugárselo todo en  la última fecha  frente al Valladolid. Por suerte, Martín Vázquez tenía un buen día y destacó sobremanera en un encuentro en el que anotaron Solana y Butragueño en dos ocasiones.     


Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información