Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El 'Villarato' va a por los cien

  • El FC Barcelona lleva ya 86 partidos consecutivos acabando con once jugadores
El FC Barcelona lleva ya 86 partidos consecutivos acabando con once jugadores
Defensa Central Defensa Central

La protección con que cuenta el FC Barcelona va camino de adquirir récords históricos. En una época en la que las estadísticas están de moda, decir que el club azulgrana está a un paso de llegar a los cien partidos sin ver una roja es poco menos que sangrante. El 'Villarato' se ha puesto como objetivo continuar ridiculizando la esencia del fútbol, mientras que en Barcelona se ponen la venda para no ver la realidad.

En los últimos días los lloros y las excusas han vuelto a salir a la palestra para tratar de quitar méritos a la enorme diferencia entre Real Madrid y Barcelona en Liga. Sin embargo, que en Can Barça pretendan hablar de árbitros resulta cómico a la par que vergonzoso, puesto que existen datos que demuestran la protección que los colegiados brindan a los futbolistas azulgrana, que van camino de alcanzar números de escándalo en cuanto a ayudas se refiere.

El periodista de la COPE Pedro Martín dio un dato abochornante para el barcelonismo, que ni por esas reconocerá la existencia del 'Villarato'. No obstante, los culés deben tener pocos argumentos para defender que el club azulgrana lleve 86 partidos consecutivos sin ver una sola cartulina roja para un jugador de campo (Mascherano fue expulsado en Pamplona cuando ya estaba en la caseta). Esta escalofriante cifra contrasta con los 19 hombres que han visto la roja en este periodo en el lado contrario. ¿Casualidad? El que lo crea así debería tratar de convencerse de que éstas no existen.

En 86 partidos ha habido multitud de oportunidades para que el Barcelona perdiera un hombre. Sin ir más lejos, el propio Mateu Lahoz, acusado de favorecer al Real Madrid, obvió esta temporada una clamorosa mano de Busquets haciendo sus pinitos como portero en Anoeta debido a que la jugada acabó en gol a posteriori. Hablando de manos, podemos hablar de la de Pinto en Mestalla. También podemos recordar alguna entrada a destiempo de Dani Alves o de Busquets o mencionar los saltos con el codo por delante de Piqué o Mascherano. Precisamente el argentino vio la roja tras el partido ante Osasuna por hacer en el vestuario lo mismo que estuvo haciendo durante el partido: protestar y más protestar. ¿Por qué no la vio durante los noventa minutos?

Enseñar una amarilla (y mucho más una roja) al Barcelona parece mucho más difícil para los colegiados que hacerlo con el Madrid o con cualquiera de sus rivales. La idea de que los culés son los que hacen el buen fútbol y que los demás sólo destruyen ha calado en la mente de los colegiados, que además saben que viajar a partidos internacionales depende mucho de cómo lo hagan con los azulgrana. Sea como sea, parece poco probable que la racha termine así como así. Ya puestos, querrán llegar a los cien sin una roja. ¿Apostamos algo a que lo consiguen?

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información