Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Mendes, el agente de moda

  • Su último movimiento ha sido el fichaje de Scolari por el Chelsea
Defensa  Central Defensa Central
El agente de Crsitiano Ronaldo y Scolari, entre muchísimos otros jugadores y entrenadores, Jorge Mendes, se ha convertido en uno de los hombres más poderosos en el mundo del fútbol. Durante la Eurocopa, Mendes se ha comprometido a colaborar con el diario portugués, O Jogo, para el que escribirá alguna que otra columna de opinión. El título que dio a la primera, fue bastante sugerente: ”œMis millones”. Sin embargo, el agente portugués añadió al título, ”œel valor de los euros”, de forma que se pudiera interpretar de dos maneras. En relación no solo al fútbol, sino también a las divisas.



El nombre de Jorge Mendes no dice demasiado entre los aficionados al fútbol, pero debería. Con tan solo 42 años de edad, es uno de los hombres más poderosos, quizá el más importante, en lo que a negociaciones se refiere. Además de ser agente de futbolistas, Mendes es un perspicaz y astuto hombre de negocios.

Pini Zahavi ha sido durante mucho tiempo el ”˜superagente”™ número uno, hasta que este verano, el nombre de Mendes fue mencionado, por los grandes clubes de Europa, como el hombre con mayor influencia. Él fue quién llevó a cabo el fichaje de Mourinho con el Inter y el de Scolari con el Chelsea, consiguiendo que sea la pareja de entrenadores mejor pagados del mundo.

Dueño de "Portugal"

Es, y posiblemente lo siga siendo durante mucho tiempo, el agente más ocupado y que más millones produce. Tras recibir el permiso del seleccionador portugués, Jorge Mendes se ha dejado ver en el lujoso complejo donde está concentrada la selección Portuguesa en Neuchatel. Allí, ha pasado el tiempo cuidando de sus clientes y solucionando su futuro. Una vez que ha solucionado el viaje de Scolari a Stamford Bridge, tendrá que buscar solución al culebrón Cristiano Ronaldo. Entre medias, le dio tiempo a viajar a Croacia el jueves para cerrar el contrato de Deco con el Chelsea.

Y es que no hay un solo jugador que deje Portugal sin que Mendes está envuelto en el movimiento. De hecho, se ha estimado que la selección portuguesa es la más valorada actualmente en el mercado. Mendes representa a los ocho más importantes.

La semana pasada, después de asegurarse el contrato de Scolari con el Chelsea, por tres temporadas con un valor que asciende a los 8 millones de euros aproximadamente, Mendes cogió un avión hasta Italia, para terminar de perfilar los detalles del contrato de Mourinho con el Inter.

De momento, el único fichaje que parece no llegar a buen puerto, es el de Carvalho con el Inter de Milán. El defensa todavía espera que mejoren las condiciones de la oferta, aunque todavía tiene cuatro años de contrato con su actual club. De todas formas, el equipo italiano también está luchando con el Chelsea por el fichaje de Queresma. Sea lo que sea, Mendes saldrá ganando porque representa a los dos jugadores.

La seriedad y rectitud que describen el carácter del ”˜superagente”™, ha hecho haya ganado fama de honesto y leal. Además, tiene un gran ojo para descubrir nuevos talentos, y siempre apuesta por lo que cree.
Otra gran virtud del agente portugués es que no olvida a aquellos que algún día le ayudaron. Mendes aprendió una valiosa lección al comienzo de su carrera después de haber trabajado con José Veiga. Veiga fue el agente número uno en Portugal. Él fue quién llevó a cabo el fichaje de Luis Figo al Real Madrid, y se vió envuelto en el traspaso de Zinedine Zidane. Sin embargo, su reputación cayó con el Oporto después de que Sergio Conceicao fuera vendido a Lazio.

Veiga había llegado a un acuerdo para que el centrocampista se marchara al Deportivo La Coruña y, enfadado, se enfrentó al equipo portugués. Esto permitió a Mendes dar un paso hacia delante, tras darse cuenta de que era mejor trabajar con y no contra, los grandes clubes y otros agentes. Esta fue la razón por la que llevó a cabo una de sus más importantes alianzas, con Zahavi.



El israelí era uno de los más importantes, por lo que Mendes quería trabajar con él. Si embargo, las mayores ofertas parecen pasar por Mendes primero. El verano pasado consiguió el traspaso de Pepe al Real Madrid por 30 millones euros, Anderson y Nani al Manchester United por 50, y Simao al Atlético de Madrid 20. Mendes se apresuró a reunir una magnífica lista de jugadores y su presencia en la escuelas de fútbol es una constante. De hecho, fue él quién consiguió el que Ronaldo y Quaresma firmaran por el Sporting de Lisboa, antes de que otros podrían acercarse.

Mourinho llegó a dejarle

Una de sus máximas en el trabajo es la buena relación con los jugadores, a quienes suele visitar con asiduidad. Pero Mendes es también difícil, incluso muchos jugadores han recurrido a otras agentes para conseguir salir de sus clubes. Hasta el propio Mourinho lo hizo. Acudió a Jorge Baidek, quién estaba en planas negociaciones con el Liverpool, hasta que apareció Mendes con la oferta del Chelsea, y los subsecuentes acontecimientos.

Cada jugador portugués que luego ha seguido Mourinho, incluidos Paulo Ferreira, Tiago Mendes y Maniche, fueron después clientes de Mendes. El traspaso de Nani al United y de Bosingwa al Chelsea se vio facilitada por Mendes aunque él no era su verdadero agente. Ahora ya sí, y de momento no encontrarán a otro como él. El mercado del fútbol tiene nombre y apellido portugués.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información