Ir a versión clásica Ir a versión móvil

¿Fútbol o resultados?

Alejandro Alcázar Alejandro Alcázar

Es el gran dilema en los tiempos que corren y más si el referido es el Real Madrid. Se discute qué entrenador encajaría en el banquillo blanco en el proyecto de Florentino y se barajan los gustos de quienes sujetan esa candidatura para colocar a este o aquél. Doy por sentado que el presidente que elegirán los madridistas es FP ateneniéndome a todas las encuestas que se han hecho.

El debate parte de los propios futuros gestores: que sí Florentino prefiere a Wenger, Valdano a Pellegrini y Zidane a Blanc. Pero el análisis, pienso, tiene doble vertiente. Si contratan a un entrenador que sigue las directrices que le marque uno de los tres mentados, malo. El único que se ha mantenidoen pie por su personalidad en los últimos años e imponiendo sus ideas ha sido Capello y el italiano acabó renunciando cansado de tanto desbarajuste. Eso sí, se celebró su marcha por el ‘unocerismo’ de sus resultados. Sin embargo, lo que recuerdan los madridistas es que se ganó aquella Liga.

Después, pasarela de entrenadores a los que se les fue colocando la etiqueta de que con ellos el Madrid practicaría un fútbol con ‘buen gusto’ y lo único que se consiguió fue no ganar nada. Y eso es lo que recuerdan los madridistas. Ahora, con Juande se ha dicho del Madrid que no jugaba a nada, pero la actual plantilla ha mantenido despierta a la afición con su racha de triunfos. El problema, a mi gusto, es que Juande tenía fecha de caducidad y negoció con el vestuario para intentar hacer valer esa cláusula de continuidad si ganaba algo. Lo único que ha conseguido es divorciarese con ese vestuario a las primeras de cambio. Y la culpa es suya por depositar su confianza en ciertas 'vacas sagradas' que ahora son los que le están enterrando.

Lo que prevale, lo que recuerda la gente, la afición, son los títulos que se consiguen con resultados, y a eso se llega ganando partidos. Eso del buen gusto es una milonga que venden los cursis para engatusar al oyente. Son vendedores de humo y de falsas ilusiones. Eso sí, creo que el vestuario de este Real Madrid está viciado. Es potestad de algunos jugadores que retan permanentemente a los inquilinos que ocupan el banquillo. El club mira siempre impasivo estas luchas de gigantes y siempre ha acabado cortando la cabeza de los entrenadores.

Creo que es el momento de que el Madrid fiche a un entrenador con personalidad y que cada cual se dedique a su parcela. Que Valdano supervise el área deportiva y se ponga a las órdenes del entrenador que fiche y no al contrario. Que Florentino gestione el club como sabe y lo devuelva al primero puesto mundial de donde lo ha sacado Calderón. Y que el entrenador haga ver a los jugadores que en el vestuario manda él porque tiene PLENOS PODERES para hacer lo que considera oportuno para ganar títulos con buen o mal fútbol, pero que gane títulos y, al menos, pase de los octavos de final de la Champions, que ya toca.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información