Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El "satisfecho" de Franck de Bleeckere

Los errores son humanos, y como tales, algunos fallos arbitrales pueden llegar a ser entendidos. Lo que no se puede comprender es la desfachatez de algunos personajes que no solo fallan, sino que luego no lo reconocen. Este es el caso de Franck de Bleeckere, el colegiado encargado de pitar el Liverpool-Real Madrid donde validó un gol ilegal y sancionó un penalti inexistente, todo a favor del club inglés. El belga se declara "satisfecho" por su trabajo en Anfield. Inadmisible.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información