Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El BATE, bajo la lupa

Un campeón crecido y con la moral alta
José David López José David López

Recientemente coronado como campeón bielorruso, vivo en la Copa y con opciones en Champions, el equipo de Goncharenko espera con la moral por las nubes al Real Madrid. Los analizamos al detalle.

El BATE Borisov ha logrado hace apenas dos semanas su tercer campeonato bielorruso de manera consecutiva, una pequeña hegemonía que les consuma como principal potencia del país. Los hombres de Viktor Goncharenko tendrán varias ausencias notables debido a las lesiones, como las bajas de Vladimir Rzhevski y Aleksandr Ermakovich, además de algunas dudas hasta última hora.

Pese a todo, el campeón bielorruso se juega prácticamente toda su campaña en la cita ante los blancos y es, sin ninguna duda, el partido más importante de toda su historia.

El estadio Horodskiy de Minsk, acogerá el partido ya que el terreno de juego del propio BATE no cumple las exigencias de la UEFA. Allí han logrado esta campaña empatar con el Levski, ganar al Anderlecht (ambos en fase previa), así como empatar con la Juventus (2-2) y ceder en su última cita ante el Zenit (0-2).

Se espera un once inicial formado por Veremko en la portería, Sosnovsky, Yurevich, Khagush y Kazantsev (sustituyendo al lesionado Rzevski) en defensa, Stasevich, Likhtarovich, Valadzko y Sivakou en medio campo y una dupla formada por Krivets y Rodionov.

Los dos puntas llegan en plena forma tras anotar en Copa y son, sin ninguna duda, la principal baza a su favor. Son un equipo joven, con una medida de 24 años y sin poco o nada que perder, por lo que la presión no va con ellos y buscarán la machada.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información