Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Madrid volvió a jugar contra doce

  • Ramírez Domínguez regaló un gol calamitoso al Tenerife
Ramírez Domínguez regaló un gol calamitoso al Tenerife
Defensa Central - DC Defensa Central - DC

El Villarato volvió a hacer acto de presencia. Al igual que en las dos ligas birladas al Madrid en el Heliodoro Rodríguez López, el árbitro quiso eregirse en protagonista robando a los blancos, aunque esta vez no tuvo tanto suerte el jefe de la Federación.

Porque Ramírez Domínguez, el colegiado de este encuentro, la lio bien parda en el primer minuto de la segunda parte. Todo vino tras un centro sin aparente peligro, que fue retenido por Casillas, tras lo cual un jugador del Tenerife se lo arrebató de las manos de forma descarada, circunstancia que no desaprovecharía Ayoze para marcar para su equipo.

A pesar de las protestas de todos los futbolistas del conjunto blanco, el árbitro y el linier hicieron caso unísono de las súplicas de unos jugadores que no daban crédito a lo que acababa de ocurrir sobre el césped del Heliodoro Rodríguez. Afortunadamente para los blancos, Kaká marcaría dos minutos después, por lo que afortunadamente la jugada no tuvo ninguna trascendencia para el resultado final.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información