Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"Y ahora, ¿qué hacemos con Mou?"

  • ¿Acaso ha ganado esta Copa del Rey por un golpe de suerte?
Daniel Castellanos - La Opinión
Daniel Castellanos - La Opinión Daniel Castellanos - La Opinión

“Y ahora, ¿qué hacemos con Mourinho?” Eso es lo deben estar preguntándose todos aquellos que discutieron a este entrenador cuando fichó por el Real Madrid. Periodistas, antimadridistas e incluso profesionales dedicados a este deporte han vuelto a quedar retratados ante la evidencia, que no es otra que la de que Mourinho es el mejor entrenador del mundo.

 

La final de Copa ante el Barcelona llegó precisamente cuando Mourinho se había granjeado más enemigos en nuestro fútbol. Y todo por un gesto maleducado por su parte (el de no hablar con los medios el viernes) que fue respondido de manera más grosera aún por los 40 – 50 periodistas que decidieron omitir la rueda de prensa dada por Karanka. Algunos de esos ‘mercenarios’ de la información, a los que solo les mueve el titular sensacionalista y los ruidos de trompeta, ya empezaron a anunciar a bombo y platillo lo que se le avecinaría a Mourinho en caso de fracasar ante el Barcelona, tanto en Liga como en la Copa del Rey. ¿Dónde están ahora? ¿Acaso ha ganado esta Copa del Rey por un golpe de suerte?

No se puede negar que un entrenador del Madrid no puede tener las salidas de tono que ha tenido el portugués. Pero lo que tampoco pueden esconder los oportunistas de turno es que, a pesar de ser maleducado, borde, grosero y todo lo que quieran, Mourinho es un GANADOR, al igual que el club que ahora entrena, el REAL MADRID. Y si un técnico ganador como él no puede entrenar a este club por lo que diga o deje de decir, pues apaga y vámonos…

También me extraña el silencio de determinados protagonistas que, desde lejos del club, han lanzado ‘pullitas’ con el único fin de hacer daño. A ‘Mister Asambleas’ Calderón mejor ni mencionarle, porque un personaje como él solo merece pasar al olvido. A Rosell, Gaspart y el resto de ‘agoreros’ de resultados, recordarles que en el fútbol hay que saber ganar como saber perder, y el miércoles se llevaron un buen ‘bofetón’ por caer precisamente en el pecado que el Real Madrid cayó en algunos momentos del pasado: el de la ‘soberbia’. El deporte, incluso a niveles profesionales, debe ser una práctica honesta, y el ruido formado por estos señores poco o nada tiene que ver con el espíritu de concordia que debe rodear a este deporte.

Pero si los madridistas tienen que agradecerle especialmente a alguien el triunfo ante el Barcelona en la Copa es al Ingeniero Pellegrini. No me podía olvidar de ti, Don Manuel.  ¡Que lúcido estuviste cuando afirmaste que sería casi misión imposible que Mourinho igualase la temporada que usted realizó con el conjunto blanco! Sus dotes de adivino no tienen precio. Cuando se vive desde el rencor, la vida puede darte estos reveses: el Madrid se proclama campeón en la Copa, y el Málaga de Don Manuel, al borde del precipicio a Segunda. Si es que al final cada uno acaba donde le corresponde…

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información