Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Morata y la premonitoria foto con Mourinho en 2010

  • El portugués, todavía en el Inter, accedió a hacerse una foto en Valdebebas con un joven canterano blanco, Álvaro Morata. El mismo al que ahora Mou ha dado ficha del primer equipo.
Dos años después de aquello, el jugador pertenece al primer equipo
David Jorquera David Jorquera

Corría el mes de mayo del año 2010 y el por aquel entonces entrenador del Inter de Milán, José Mourinho, decidió realizar diversos entrenamientos con el equipo italiano en la Ciudad Deportiva de Valdebebas. Mourinho estaba preparando la final de la Champions que posteriormente ganaría en el Bernabéu. Sin embargo, lo que el portugués no sabía es que durante esos días que estuvo poniendo a punto a su equipo se iba a realizar una fotografía con un joven jugador de la cantera madridista al que ahora mismo, casualidades de la vida, está entrenando y con el que va a contar en la primera plantilla este curso: Álvaro Morata.

Los caminos del portugués y el madrileño se han ido uniendo cada vez más desde aquella instantánea de hace más de dos años. Con el paso de los meses, Mourinho dejó de ser un simple pasajero en Valdebebas y pasó a convertirse en el entrenador del primer equipo del Real Madrid, y posteriormente también manager. Aquella foto tomada sobre los mismos campos de la Ciudad Deportiva de Valdebebas fue una premonición para un Morata que siempre se ha mostrado muy agradecido a Mourinho, ya que fue con él con quien debutó en el primer equipo.

Dos años después de que Morata le pidiera la foto a Mourinho, ahora ha sido el portugués el que ha reclamado la presencia del canterano del conjunto blanco en el primer equipo. Y es que el crecimiento de Morata en el Castilla, jugando en una posición, la de extremo izquierdo, que no era la suya, ha sido tan importante que Mourinho ha preferido tenerlo a mano para utilizarle cuando lo crea oportuno a lo largo de la temporada. Seguro que a Morata no se le hubiera pasado por la cabeza cuando se encontró a Mourinho en Valdebebas vestido con el chándal del Inter que apenas dos temporadas después iba a ser el propio portugués el que le iba a dar la oportunidad de meter la cabeza de forma diaria en el vestuario del primer equipo. Todo un sueño hecho realidad para el joven delantero madrileño.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información