Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Mou tiene un nuevo gran reto

  • El portugués intentará emular lo que solo cuatro equipos lograron antes
El portugués intentará emular lo que solo cuatro equipos lograron antes
Defensa Central Defensa Central

José Mourinho es un hombre al que le gusta plantearse nuevos retos imposibles. El portugués no se cansa nunca de ganar títulos e intenta hacerlo batiendo registros anteriores, demostrando que merece un sitio en la historia como uno de los mejores entrenadores de todos los tiempos. Por eso, esta temporada va a aceptar de buena gana el que le ha presentado el destino sin buscarlo: el de ganar la Liga habiendo perdido 8 puntos en las 4 primeras jornadas.

 

 

Si esta situación se hubiera producido en el mes de febrero con unas 15 jornadas por delante seguramente que ahora los medios de comunicación hablarían de que la remontada es posible. Sin embargo, la misma se está tando cuando aún restan 34 jornadas por disputar, es decir, 102 puntos en juego. Prácticamente toda la Liga. Por eso, no es ninguna exageración pensar que se puede remontar la diferencia de 8 que se el Barcelona ha labrado en este inicio de campaña. De hecho, si hay un equipo capaz de hacerlo es el Real Madrid, acostumbrado como está a lograr cosas más difíciles que ésta.

Aunque, curiosamente, el conjunto blanco nunca ha logrado una remontada semejante a esta. Porque únicamente cuatro equipos a lo largo de la historia consiguieron alcanzar el título de Liga con un balance inicial de una victoria, un empate y dos derrotas. En tres ocasiones lo logró el Barcelona (temporadas 1928/29, 1951/52 y 1973/74) y en otra lo hizo el Valencia (campaña 1970/71). Por lo tanto, hace 39 años que ningún conjunto emula esta gesta, si bien por aquella época las victorias se premiaban con solo dos puntos. Un hecho que dificultaba aún más la remontada respecto al líder.

Así que Mourinho ya lo sabe. Tiene por delante la oportunidad de ganar una Liga de una forma muy distinta a la pasada. Entonces el Madrid arrasó e hizo una competición prácticamente perfecta, de principio a fin. Ahora no se ha podido comenzar bien y va a tocar remontar. Todo un reto de los que le gustan a Mourinho, con la tensión continua de no poder fallar más. De perseguido a perseguidor. Y si al final lograra el título, quizás el mismo supiera mejor que el anterior. Porque las Ligas sufridas se acaban disfrutando mucho más. Si no, que se lo digan a Capello. Si en el 2007 se pudo con una situación mucho más difícil, ¿por qué no ahora?

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información