Ir a versión clásica Ir a versión móvil

La Navidad ha traído un poco de cordura

  • La queja publicada por DC no ha caído en saco roto
La queja publicada por Defensa Central no ha caído en saco roto
Defensa Central Defensa Central

El madridismo ha logrado una victoria, aunque en estas fechas no haya competición. Y es que el viernes pasado se conocían los emparejamientos y horarios de los octavos de final de la Copa del Rey, de manera que el Real Madrid recibía la noticia de que su encuentro ante el Málaga estaba programado para las 20:00 horas del día 4 de enero próximo, mientras que el Real Madrid-Barcelona de la liga ACB debía jugarse a las 20:45 horas.

Esta coincidencia provocó el enfado en el seno del madridismo. Encabezados por este medio, algunos aficionados mostraron su malestar por tener que escoger entre sus dos equipos al coincidir sus partidos. Ambos se jugarían en Madrid, por lo que al coincidir prácticamente en la hora sería imposible que muchos socios y abonados del club pudieran acudir con tranquilidad a los dos partidos.

Tras un fin de semana festivo, parece que la cordura ha imperado en la RFEF y la LFP y se ha optado por cambiar el día y la hora del partido de ida que medirá a los madridistas con el Málaga en el Bernabéu. Según ha hecho público el Real Madrid en su Twitter oficial, el choque se jugará finalmente el martes 3 de enero a las 22:00 horas, por lo que no coincidirá en fecha ni en horario con el Clásico del baloncesto español. De esta forma, el madridismo ha recibido todo un regalo navideño que demuestra que reclamar lo que es justo puede servir para que la cordura acabe imperando.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información