Olga Carmona, sobre el Real Madrid: "Cuando te pasa una oportunidad así no la puedes dejar escapar"

Olga Carmona, jugadora del Real Madrid Femenino, ha hablado de su decisión de fichar por el club blanco en el verano de 2020


Olga Carmona

Olga Carmona




La futbolista andaluza del Real Madrid Femenino ha aprovechado la oportunidad para hablar del momento en el que fichó por el cuadro merengue en el verano de 2020. Con tan solo 20 años, decidió mudarse a Madrid dejando atrás su etapa en el Sevilla.

"Sí, era muy pequeña. Recuerdo que me pilló en pandemia. Tomé la decisión de salir de casa, creo que necesitaba dar ese salto. No me arrepiento para nada. Ha sido clave en mi carrera deportiva", ha explicado Olga Carmona en una entrevista concedida al diario As.

Olga Carmona también ha comentado como fue el hecho de separarse de su madre para irse a Madrid a probar suerte en el equipo entrenado actualmente por Alberto Toril. "Sí, costó. Yo al final con mi madre tenía una relación muy estrecha. Soy la única niña. Te puedo reconocer que a mi madre le costó más que a mí. Pero cuando te pasa una oportunidad así no la puedes dejar escapar".

En su primera temporada en el club blanco hizo buenas migas con Tere Abelleira, con la que compartió piso. "Sí, el primer año fue con Teresa Abelleira. La mezcla Andalucía-Galicia estuvo graciosa. La verdad es que muy bien. Eso lo tuve claro, que el principio quería vivir con alguien. No sabes cómo te puedes adaptar. Y el llegar a casa y no ver a nadie, no me lo imaginaba en ese momento. Me sirvió mucho, maduré como futbolista como persona". (El Real Madrid ha frenado el fichaje de Barbra: dudan de que sea mujer y se paraliza la operación)

Sus inicios en el fútbol

Olga Carmona ha desvelado que antes de jugar al fútbol hacía flamenco y que acabó dejando el baile para probar suerte en uno de los deportes más practicados en todo el mundo. "Yo antes practicaba flamenco. Y natación. Pero a mis hermanos desde bien pequeños los apuntaron a fútbol. Iba todas las tardes a verlos y un día les dije a mis padres que quería entrenar con ellos. Me entró el gusanillo. Me apuntaron y estuve jugando un par de años en su equipo. Uno es mellizo y el otro un año mayor, los dos son futbolistas".

Asimismo, ha explicado que al principio jugaba con sus hermanos. "Era una faena porque jugaba con chicos de un año mayor. Había mucha diferencia. Aún así mis hermanos siempre me dicen que se me veía algo diferente. Que era muy rápida y muy habilidosa. Aunque no jugase, se me veía que tenía posibilidades. Luego me tocó hacer las pruebas con el Sevilla y me cogieron".

Muy feliz de poder vivir una Eurocopa desde dentro

"Estoy super contenta de estar aquí, pienso que las que formamos parte de este equipo somos unas afortunadas. Intentamos ver la mayoría de los partidos, mientras comemos lo ponemos. Pueden ser posibles rivales. Se ha dicho y se ha demostrado aquí que somos un equipo muy fuerte, tanto humano como de futbolistas. Eso es lo más importante en este tipo de campeonatos", ha dicho sobre la Eurocopa.

Por último, ha hablado del encuentro ante Inglaterra. "Es un reto para nosotras muy grande. Pero ellas llegan con la presión por ser anfitrionas. Tienen que demostrar mucho ante su gente. Eso lo tenemos que aprovechar. Mas que debilidades suyas veo una fortaleza nuestra que es intentar dominar el partido con la pelota. A partir de ahí hay que intentar ser más determinante de cara a puerta. El partido se va a definir por detalles".





DEJA TU COMENTARIO