Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Madrid escapó de un récord que no le gustaba

  • Tras dos derrotas consecutivas, los de Zidane evitaron un tercer tropiezo, algo que no se ve en el Bernabéu desde el curso 2008-09.
Kroos Kroos
Toni Kroos
Rubén Gómez Rubén Gómez

Después de perder los dos últimos partidos oficiales disputados, el Real Madrid tenía claro que no podía sumar a su racha ese famoso refrán que dice aquello de ‘no hay dos sin tres’.

Por suerte para el madridismo, el equipo de Zidane logró revertir esa situación negativa tras las derrotas ante Sevilla y Celta con la victoria lograda frente al Málaga en el Santiago Bernabéu.

El triunfo merengue era condición obligatoria para el Madrid si no quería caer en las garras de un registro negativo, el de tres derrotas consecutivas, que no se da en la casa blanca desde la temporada 2008-09 con Juande Ramos en el banquillo del Bernabéu (esa campaña se llegó a perder cinco partidos seguidos).

Era evidente que la racha de no perder partidos, los famosos 40, se terminaría en algún momento igual que el bache de perder varios partidos seguidos. Lo importante para el Madrid es que sigue siendo líder de la Liga, aun teniendo un partido pendiente por jugar en Valencia, y que tiene entre ceja y ceja el intento de remontada copera frente al Celta de Vigo. Darle la vuelta al 1-2 del Bernabéu sí que sería un subidón para los madridistas. 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información