Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El gran 'jefe' de la final se confiesa sobre el R.Madrid-Juventus

  • Felix Brych, el colegiado de la final, ha reconocido estar preparado para dirigir el partido más importante del año
Real Madrid, Juventus Real Madrid, Juventus
A un lado, Benzema y Cristiano, al otro Bonucci y Chiellini
DefensaCentral DC6 DefensaCentral DC6

Felix Brych espera pasar desapercibido este sábado en el estadio nacional de Cardiff durante la gran final de la Champions. Eso querrá decir que el árbitro no habrá tenido ningún papel protagonista en el partido, según ha reconocido en una entrevista con la UEFA, está preparado para pitar este partido del que estará atento todo el mundo.

Con todo lo que arrastra una final de Champions, con los equipos que estarán frente a frente en el campo, la figura del árbitro se espera que se haga poco de notar. En este sentido, Felix Brych será el que tenga la difícil labor de decidir durante el propio partido y sus decisiones estarán miradas con lupa.

Brych concedió una entrevista a la web de la UEFA donde habló de este y varios temas como por ejemplo las claves que ha de tener una final como esta: "No sólo tienes que estar listo y bien preparado para arbitrar a este nivel. Gestionar a las personas es también uno de los aspectos más importante a la hora de arbitrar un partido". Hay que ser dialogante en todo momento con los jugadores, algo fundamental para Brych: "Uno trabaja junto a 22 jugadores y a otras personas, todas ellas con diferentes caracteres, y uno debe ser capaz de conectar con estos distintos caracteres".

El colegiado confía en que los jugadores salgan centrados en hacer su partido y por tanto le faciliten su trabajo: "Cuando estemos todos juntos en el campo y suene el himno de la Champions League, estaré concentrado en el partido, igual que mi equipo. Queremos hacer un buen inicio del partido, ya que, igual que al jugador, te da confianza cuando todo va bien en los primeros minutos".

Además de la final, Brych hizo una confesión que no mucha gente sabe acerca de su pasado y es que no siempre le gustó la idea de ser árbitro: "Fui jugador, pero sufrí una lesión grave y comencé a arbitrar. Pero yo ya había arbitrado partidos en el colegio, así que creo que ya tenía un sentimiento por el arbitraje desde una edad ya muy temprana". Por último, sabe que tendrá una labor complicada, pero a la vez no puede estar más agradecido: "Es un honor haber sido elegido para el mejor partido de clubes en Europa, tengo muchas ganas de que llegue el día". Y ese día ha llegado, este sábado él dará el pistoletazo de salida al gran partido del año ¡Esperemos que no nos la líe con su arbitraje!

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información