CR7, venganza en El Molinón

El luso nunca ha marcado ante el Sporting, que la pasada temporada le dedicó un recital de patadas





Si hay algo que motiva a Cristiano Ronaldo es la hostilidad. ¿Cuántas veces habremos visto al luso echarse la mano a la oreja para celebrar un gol o el dedo a la boca para acallar los insultos de la grada? Para algunos, eso es provocar. Sin embargo, nunca se tiene en cuenta la cantidad de barbaridades que tiene que soportar un futbolista de la talla del luso cada vez que pisa un terreno de juego que no es el Bernabéu.

Le gritan, le insultan, le pitan, le lanzan objetos, le apuntan en los ojos con láseres… una larga lista de provocaciones que hacen que Cristiano estalle. Y siempre lo hace de la mejor manera posible, dando a los aficionados rivales motivos para que le sigan insultando. El año pasado, El Molinón se cebó con el portugués y éste se marchó con la espinita de no haber podido responder anotando.

Por este motivo, CR7 clamará venganza el próximo sábado. Su intención será marcar goles, llevarse los puntos y acallar el ambiente de un Molinón que espera con ganas la visita del Real Madrid para tratar de mermar a los blancos. Mientras que con otros hacen el pasillo, con el cuadro merengue inician las hostilidades: empezando por los jugadores, que ya el año pasado dieron todo un recital de juego sucio, continuando por el entrenador, que se atrevió incluso a insultar a Mourinho, y terminando por los aficionados, que faltaron al respeto una y otra vez a los futbolistas blancos.

Todas estas acciones merecen respuesta dentro del terreno de juego, y la mayor baza del Madrid siempre tiene nombres y apellidos: Cristiano Ronaldo.

Player Video...




DEJA TU COMENTARIO