Ir a versión clásica Ir a versión móvil
05 febrero 2017

¡La culerada ataca al Madrid por haber querido jugar ante el Celta!

  • La prensa culé no entiende el deseo del club blanco de disputar el choque
Imagen del estadio de Balaídos Imagen del estadio de Balaídos
El Real Madrid quiso evitar un problema de calendario y jugar en Vigo
El Infiltrado El Infiltrado

Saludos, amigas y amigos de DC. Aquí, desde mi guarida madridista, os haré llegar a todos vosotros todo lo que se dice y se habla del Real Madrid por estas tierras. Desde los medios de comunicación de Cataluña acusan a lo que ellos llaman 'la Prensa Mesetaria' de hacer todo lo posible para intentar desestabilizar al Barcelona. Yo os voy a demostrar que lo que se dice aquí del Real Madrid poco o nada tiene que ver con el seny del que tanto presumen los culés. Este miércoles continuamos la semana con la tercera entrega de todo lo que está diciendo la prensa culé sobre el Real Madrid. No tiene desperdicio...

4. El Real Madrid solo aportó ideas para solucionar el problema

El aplazamiento del Celta-Real Madrid, que tenía que jugarse este domingo (20.45 h.) en Balaídos y del que se desconoce cuándo se disputará, estuvo marcado por el suspense. El fuerte temporal que azota Galicia, y que ya obligó a aplazar el Deportivo-Betis el pasado viernes, arrancó unos 40 metros de la cubierta de la grada del estadio vigués. A las dos de la tarde, el Ayuntamiento canceló el partido, ante el “riesgo para jugadores y espectadores”. La decisión final la tomó el alcalde de Vigo, Abel Caballero, tras inspeccionar el recinto en compañía de los técnicos municipales y del Celta . El anuncio oficial del aplazamiento por parte de LaLiga se hizo esperar y no llegó hasta las 21.12 horas de este sábado.

 El demoledor informe técnico del Ayuntamiento de Vigo sobre los desperfectos en la cubierta de Balaídos, en el que se advertía de “posibles nuevos desprendimientos”, fue decisivo para que LaLiga comunicara definitivamente la cancelación del Celta-Real Madrid.

La patronal negoció con la Federación Española de Fútbol cuándo se podría jugar este partido, pero no hubo acuerdo. Antes del anuncio oficial de LaLiga, Movistar+ ya había avisado a sus abonados que no ofrecería el duelo.

El Madrid pretendía viajar hoy (11.00 h.) a Vigo y presionó por todos los medios para evitar el aplazamiento, alegando que no tiene más fechas disponibles en cuanto se reanude la Champions. Además, cree que LaLiga quedaría “adulterada” al contar el once de Zidane con dos partidos menos: el Celta-Madrid y el que debe disputar en Valencia el próximo 22 de febrero. El Real se las prometía felices con un Celta que iba a salir con muchos suplentes para llegar fresco a su decisivo choque del próximo miércoles ante el Alavés, en busca de una plaza para la final de la Copa del Rey.

Nula comprensión merengue

El Madrid propuso cerrar la grada afectada e incluso jugar en otro estadio, pero LaLiga se opuso en rotundo y el Celta aún más, pues ello planteaba un grave problema logístico al haberse vendido casi todo el papel. Abel Caballero, alcalde de Vigo, aseguró que había “un peligro severo para jugadores y aficionados. El viento sigue moviendo algunas chapas. Es imprescindible que los bomberos las afiancen, pero hay que esperar que el tiempo calme y es probable que la obra requiera de días”. El consuelo para el Madrid es que sigue líder con dos partidos menos.


Respuesta del Infiltrado
: No nos sorprendemos. Con esta gente es imposible hacerlo, porque utilizan cualquier excusa para culpar al Real Madrid. Así que lo ocurrido el pasado sábado con el partido de Balaídos no iba a ser una excepción. En Barcelona no tardaron ni 24 horas en cargar contra el equipo blanco por cumplir con su papel. Que no es otro que el de aportar ideas para disputar el encuentro, consciente que el hecho de no hacerlo le generaba un gran problema a él, al Celta y a la propia Liga.

El club blanco propuso clausurar la grada afectada o incluso cambiar de estadio. Pero nadie le quiso escuchar y ahora hay un problema importante de fechas que afectarán a su clasificación liguera. Porque la mejor Liga del mundo no puede permitir que se pueda llegar al mes de mayo con el Real Madrid habiendo disputado un partido menos que sus más directos competidores. Solo el tiempo dirá lo que ocurre y si los blancos y los vigueses siguen jugando en Europa o caen pronto eliminados para encontrarle una rápida fecha al calendario. Pero en este caso lo que está claro es que el comportamiento del equipo blanco ha sido intachable.

Y así ha sido porque el conjunto merengue ha sido parte directamente perjudicada por el pésimo estado del estadio de Balaídos. El Real Madrid no tiene la culpa de que las instalaciones del campo no estuvieran en unas condiciones óptimas para soportar los fuertes vientos que hubo en Vigo durante el fin de semana. Así que no se le puede acusar de falta de comprensión, porque aquí la que realmente fue incomprendida fue la propia directiva madridista. 

Y, desde luego, acusar al Madrid de querer jugar el partido porque el Celta iba a jugar con muchos suplentes es patético. Se debe creer el ladrón que todo son de su condición... Porque será que el club blanco no tenía lesionados para jugar este partido - Carvajal, Bale o Modric - e incluso un sancionado - Kroos -. Así que puestos a hablar de titulares y de suplentes, al equipo merengue también le beneficiaba la suspensión. Lo que pasa es que por delante de todo ello está el calendario y el problema que ahora se ha creado por no poner medidas a tiempo. Lo que va a provocar que en este caso acaben pagando justos por pecadores.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información