Ir a versión clásica Ir a versión móvil
28 febrero 2017

¿Dónde empezó el cabreo monumental del Madrid con Movistar +?

  • El Clásico liguero del Camp Nou y sus polémicas lo desencadenaron todo.
Penaltis no pitados Penaltis no pitados
Penaltis no pitados en el clásico a favor del Madrid
Aleix Generó Aleix Generó

Hay un tremendo cabreo en el Real Madrid con la retransmisión de Movistar + del otro día en el encuentro ante el Villarreal. La falta de imágenes en los goles del equipo amarillo y la desaparición de las repeticiones en un posible penalti de Víctor Ruíz han sido el ‘detonante’ de un lío que viene de lejos. Concretamente del Clásico liguero en el Camp Nou, con las múltiples polémicas que rodearon al choque y el distinto criterio televisivo para ofrecerlas.

El último Clásico disputado en la Ciudad Condal fue el motivo de ‘explosión’ en la directiva delReal Madrid y el desencadenante de que a Tebas le conste una denuncia del propio club blanco a las televisiones. Dicho encuentro se pudo ver en beiNSports LaLiga y tuvo un doble rasero realmente importante y digno del análisis. La analizamos, en DC, a continuación:

El doble rasero de Movistar + en el Clásico, al detalle

La primera y más sonada fue la del penalti (clamoroso) de Javier Mascherano a Lucas Vázquez. Sólo habían transcurrido 2 minutos y 4 segundos de partido cuando el gallego cayó dentro del área y Clos Gómez hizo ‘oídos sordos’ ante la acción. La acción fue mostrada 3 veces repetida (tuvo tres planos cortos: una en el descanso y otro desde detrás de la portería). Otra de las jugadas polémicas, según el criterio culé, fue una mano de Carvajal no señalada dentro del área del Real Madrid y tuvo hasta 5 repeticiones (tres incluso con la novedosa cámara de 360 grados que se estrenaba en la retransmisión del encuentro) y desde todos los ángulos.

No sólo en esas dos jugadas está el doble rasero. En el minuto 9’ el FC Barcelona pidió mano deSergio Ramos tras un chut de Sergi Roberto y la realización repitió la jugada hasta 3 veces (con el paso de los minutos llegó una cuarta vez). Sin embargo, en el otro lado, la televisión mostró sólo una vez un penalti de libro de Iván Rakitic por manos dentro del área. El plano, por cierto, encadenó dos tomas distintas en una sola imagen. Tras pasar desapercibida esa jugada se repitió en 360 la de Sergi Roberto. Y el enfado del Real Madrid prosiguió según iban pasando los minutos.

Otras jugadas conflictivas que pudieron cambiar el signo y el devenir del encuentro en favor delReal Madrid pasaron incluso de manera más desapercibida para la realización paupérrima del canal con los derechos del Clásico liguero. Por ejemplo, en el min 23, cuando Mascheranoagarraba a Cristiano Ronaldo tras un centro lateral y la acción solo fue repetida una vez. La pena máxima fue de libro, todo cabe decirlo. O cuando Luis Suárez se aprovechaba de la permisividad arbitral y de la ayuda al Barcelona para colocar el 1-0 en clara posición de fuera de juego. Dos repeticiones del ‘offside’ del delantero uruguayo y la segunda toma llegó con ¡9 minutos de retraso!

Jugadas como (otra) mano de Gerard Piqué dentro del área tras un taconazo de Marco Asensio, en el 78’ y con 1-0 en el marcador, pasaron completamente obviadas por la lamentable retransmisión de Movistar +. Muchos jugadores del Real Madrid pidieron penalti y ni siquiera existe una repetición de la jugada a día de hoy. Algo como sucedió este domingo en Villarreal con el claro penalti de Víctor Ruiz por mano cuando Benzema se disponía a marcar el 0-1. También pasaron las peores tomas en unas manos de Samu Castillejo que hicieron posible el 1-0 y un fuera de juego de Bakambu con el que la caverna barcelonista sigue haciendo el ridículo rabiando sin parar…

Malestar con la retransmisión de Villarreal

El Real Madrid ya le ha hecho llegar a Javier Tebas su malestar por la pésima retransmisión de la televisión con los derechos y los propios narradores de la misma se excusan en que la señal que llega es de LaLiga y, tal cual la reciben, la ofrecen. El lío del Real Madrid con las televisiones viene desde lejos por el trato favorable hacia el FC Barcelona. El rencor y odio más ‘rancio’ sobre el equipo blanco se hace patente cada día más y más en las retransmisiones de los encuentros. Lo de Villarreal es un caso más de los muchos que hay por temporada en contra del Real Madrid. La batalla está abierta y la guerra contra la propaganda antimadridista ya ha empezado hace varios años: estamos solos contra todos.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información