Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Los culés mostraron sus sucios 'valors' hasta en un amistoso

  • El comportamiento de Rakitic con el árbitro en el duelo ante el Real Madrid fue lamentable.
Valors en el clásico Valors en el clásico
Jugadores del Barça, a por el árbitro
Rubén Gómez Rubén Gómez

Era un partido amistoso, pero el Barcelona también utilizó el partido ante el Real Madrid para ensayar una de sus armas favoritas sobre un terreno de juego: el acoso y derribo al colegiado de turno.

Ha vuelto a quedar claro que les da igual que sea en su Camp Nou, en el Bernabéu, en el estadio de la Juventus, en el del United o en Estados Unidos. Los ‘valors’ y el ‘seny’ están por encima de todo, especialmente cuando se trata de acosar a un árbitro.

La imagen de Rakitic, y de varios compañeros del Barcelona, encarándose con el colegiado del partido ante el Real Madrid fue sencillamente vergonzosa. De hecho, el jugador croata llegó a empujar y a chocar su pecho en varias ocasiones con el del árbitro ¿Esta es la deportividad de la que presumen en la caverna culé? ¡Menuda hipocresía!

La realidad es la de siempre, no hay narices a cortar estos actos cobardes de jugadores del Barcelona. Lo de Rakitic es de tarjeta roja directa, por provocador y mal deportista. El problema es que este ‘aglutinamiento’ de jugadores culés en torno a un colegiado es algo que estamos demasiado acostumbrados a ver en cada partido que juegan.

¿Cuándo narices van a cortar de raíz los árbitros este acoso y derribo del Barcelona? ¿Por qué no sancionan de una vez esas protestas en masa que tan bien ensayadas tienen los culés? ¡Hay que denunciar estos ‘valors’ que no se escapan ni siquiera a un partido amistoso!

Así provocaron Rakitic y sus compañeros al árbitro del clásico ¡Vergonzoso! 



Miami vibró con el clásico:

El Real Madrid levanta pasiones allá por donde va, durante toda la pretemporada en Los Angeles y en los partidos de preparación se ha visto a un público entregado a sus ídolos que hacían cualquier cosa con tal de estar cerca de ellos. Una demostración del cariño que despierta el mejor equipo del mundo.

Cualquier acontecimiento se hace más grande en América, el concepto de espectáculo y show que tienen concebido supera todo lo imaginable y cuando se trata de un clásico más todavía. No ha habido equipo que más seguidores haya arrastrado durante esta pretemporada en Estados Unidos que el Real Madrid.

El campeón de Europa sabe que es muy querido en el continente americano y por esa razón acude cada verano a prepararse de cara a la temporada tan exigente que tiene por delante. Un acontecimiento para el que la afición madridista en Estados Unidos hace verdaderos sacrificios, y es que los hay que llegan desde varias partes de Norteamérica o México para ver a sus ídolos y poder tener una foto o un autógrafo suyo. En cada uno de los partidos que el Real Madrid ha jugado hasta ahora, en todos ellos la afición acudía varias horas antes para hacer su particular previa con todo tipo de merchandising del club y celebrando todos y cada uno de los goles.

Durante la celebración del Clásico, el evento superaba todo lo imaginable, el marco no invitaba a menos y es que desde hace varias horas, largos atascos en las carreteras, largas colas en el estadio y un ambiente de fiesta por el Real Madrid ha sido lo que se ha encontrado el equipo de Zidane desde que puso pie en suelo americano. Ahora queda cerrar la preparación con un partido muy especial, el que disputarán ante un combinado de estrellas de la MLS.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información